Drenaje Linfático
Medicina estética

Los beneficios del drenaje linfático

Entre los diferentes tipos de masajes que existen, con fines terapéuticos o estéticos, el drenaje linfático sigue siendo el campeón frente a cualquier otra clase de tratamiento de los problemas circulatorios.

¿Qué es el drenaje linfático?

El drenaje linfático es un masaje linfático lento y suave que se realiza especialmente para aumentar el flujo de la linfa, un líquido incoloro que fluye a través de los vasos linfáticos y que drena las toxinas y los desechos celulares.

En la práctica se lleva a cabo en una clínica estética privada de tratamientos de belleza y es realizado por fisioterapeutas o esteticistas especializados en esta técnica. El masaje linfático consiste en presionar de forma lenta y circular la piel mediante los dedos o las palmas por todo el cuerpo en la dirección de la circulación linfática y mediante la variación de la presión durante el masaje. No es un procedimiento doloroso, todo lo contrario, sirve para favorecer la eliminación de líquido, proporcionando una sensación de bienestar durante y después del procedimiento.

El drenaje linfático es conocido por su acción anti-inflamatoria sobre el tejido. Esta técnica se utiliza tanto en el campo médico como en el cosmético.

En nuestra clínica lo recomendamos tras cirugías de contorno corporal como la liposucción. Ayuda a eliminar líquidos y también a reducir los morados que pueden aparecer tras un procedimiento de liposucción. Recomendamos hacer 3 ó 4 sesiones semanales, durante las 3 semanas siguientes a la intervención.

Efectos terapéuticos del drenaje linfático

A nivel médico, se recomienda particularmente para aliviar el edema, la inflamación y las úlceras. También es útil para el tratamiento de problemas de circulación de la sangre y problemas linfáticos, como en el caso de insuficiencia venosa.

El drenaje linfático, de hecho, mejorar las defensas del organismo, estimulando el flujo linfático. También tiene un efecto calmante sobre el sistema nervioso autónomo y tonifica el intestino, lo cual ayuda a luchar contra el estreñimiento.

Por último, es utilizado con frecuencia en los deportes para preparar los músculos ante el esfuerzo físico y permitir un mayor rendimiento y una mejor recuperación.

Drenaje linfatico piernas

Efectos estéticos del drenaje linfático

A nivel estético facilita la eliminación de la celulitis o piel de naranja, reduce los depósitos de grasa y estimula la circulación, mejorando el estado de las piernas cansadas.

También mejora el funcionamiento intestinal y el sistema inmunológico, produciendo una sensación de relajación y bienestar y eliminando el estrés.

Es importante que estos masajes se realicen desde una clínica estética profesional y especializada como Klenner & Pérez Plaza para obtener los mejores resultados.