Clínica estética

Cuidados faciales masculinos

Ya hemos comentado en otras ocasiones que cada vez son más los hombres que se cuidan y muestran un especial interés por su apariencia. El tiempo en el que únicamente las mujeres se preocupaban por su aspecto físico ha pasado, y ahora los hombres se cuidan igual (o más), que cualquier mujer.

Los cuidados faciales a los que debe someterse un hombre son diferentes a los de una mujer, ya que el tipo de piel de éstos difiere de la del público femenino. Por ello, os explicamos cuáles son los pasos para el cuidado de la piel masculina:

Normalmente la piel de un hombre es más grasa que la de una mujer, por lo que debes evitar las cremas anti sequedad. Además, debido al continuo afeitado al que deben someterse los hombres, es necesario un cuidado facial especial para evitar irritaciones o aparición de granitos.

Intenta siempre lavarte la cara con agua templada antes de afeitarte, además utiliza siempre una crema para después del afeitado que no lleve alcohol para evitar irritaciones y alivie el rasurado al que acabas de someter a la piel. Existen actualmente numerosas lociones para el afeitado pensadas para las pieles más sensibles.

Es importante que una vez a la semana exfolies la cara para eliminar las pieles muertas, el exceso de grasa y para limpiar la zona de impurezas, así como evitar que el vello que va creciendo cree infecciones.

Cada noche lávate bien la cara con agua y jabón. Ya hemos comentado que la piel de un hombre es más grasa que la de una mujer, por lo que si las chicas deben limpiarse bien la cara cada noche para eliminar cualquier resto de maquillaje, los chicos debéis hacerlo principalmente para quitar la grasa acumulada durante el día. Después de lavarte bien la cara aplícate alguna crema especial antiarrugas, contra las patas de gallo, para las ojeras,… Lucir una piel joven cada día pasa por llevar una correcta rutina nocturna de limpieza.

Una recomendación común tanto para hombres como para mujeres es la de un buen descanso. Dormir bien cada día es el tratamiento ideal para lucir una piel joven y cuidada. Además, aunque muchos hombres tienen una tendencia de no quemarse ante la exposición solar, hay que recordar que los problemas cutáneos derivados del sol (como melanomas), también pueden ocurrir aunque no te quemes al sol, por lo que utiliza siempre crema solar y evitarás también un envejecimiento anticipado de la piel.

Si nos centramos en las operaciones de cirugía estética, los hombres aunque son minoría, ya suponen un alto porcentaje en cuanto a operaciones de este tipo (en torno al 20%). Las más demandadas entre el público masculino son principalmente la liposucción, ya que el abdomen es una de las zonas donde más grasa se acumula en los hombres, y la rinoplastia, aunque en esta segunda operación normalmente los hombres acuden no sólo por motivos estéticos sino también por corregir una mala respiración.